Tendencias en usabilidad en sitios Web

Tendencias en usabilidad en sitios Web

“Si no lo haces fácil, los usuarios se marcharán de tu Web”

Jakob Nielsen

 

La usabilidad y la experiencia del usuario relativa a sitios Web nos puede ofrecer los siguientes beneficios:

  1. Los sitios Web fáciles de usar son más usados.
  2. Reducción costos: de producción, de mantenimiento y de apoyo.
  3. Aumento en la prevención de errores y reducción de abandonos en el proceso de compra.
  4. Incremento en la conversión de visitantes en compradores.
  5. Buena experiencia de usuario = mayor Satisfacción = más Fidelidad = aumento Beneficios = RETORNO DE INVERSIÓN.

 

La Organización Internacional para la Estandarización (ISO) dispone de dos definiciones de usabilidad:

“La usabilidad se refiere a la capacidad de un software de ser comprendido, aprendido, usado y ser atractivo para el usuario, en condiciones específicas de uso”

 

“Usabilidad es la efectividad, eficiencia y satisfacción con la que un producto permite alcanzar objetivos específicos a usuarios específicos en un contexto de uso específico”

 

Jakob Nielsen quién es catalogado el gurú de la usabilidad (Richetel, 1998)  en 1990, enumeró diez heurísticas de usabilidad (Nielsen, 1990). En ellas se hacían una serie de recomendaciones para verificar puntos críticos en interfaces de usuario para asegurar que esta tuviera un alto nivel de usabilidad. Estas heurísticas no fueron escritas específicamente para aplicaciones basadas en la Web, pero en 1997 Keith Instone retomó las heurísticas de Nielsen y las adaptó específicamente para la Web. (Baeza & Rivera, 2002)

 

Heurísticas de Usabilidad

Heurística

Descripción

Visibilidad del estado del sistema. El sistema debe siempre mantener a los usuarios informados del estado del sistema, con una realimentación apropiada y en un tiempo razonable.
Utilizar el lenguaje de los usuarios. El sistema debe hablar el lenguaje de los usuarios, con las palabras, las frases y los conceptos familiares, en lugar de que los términos estén orientados al sistema. Utilizar convenciones del mundo real, haciendo que la información aparezca en un orden natural y lógico.
Control y libertad para el usuario. Los usuarios eligen a veces funciones del sistema por error y necesitan a menudo una salida de emergencia claramente marcada, esto es, salir del estado indeseado sin tener que pasar por un diálogo extendido. Es importante disponer de deshacer y rehacer.
Consistencia y estándares. Los usuarios no deben tener que preguntarse si las diversas palabras, situaciones, o acciones significan la misma cosa. En general siga las normas y convenciones de la plataforma sobre la que está implementando el sistema.
Prevención de errores. Es importante prevenir la aparición de errores que mejor que generar buenos mensajes de error.
Minimizar la carga de la memoria del usuario. El usuario no debería tener que recordar la información de una parte del diálogo a la otra. Es mejor mantener objetos, acciones, y las opciones visibles que memorizar.
Flexibilidad y eficiencia de uso. Las instrucciones para el uso del sistema deben ser visibles o fácilmente accesibles siempre que se necesiten. Los aceleradores no vistos por el usuario principiante, mejoran la interacción para el usuario experto de tal manera que el sistema puede servir para usuario inexpertos y experimentados. Es importante que el sistema permita personalizar acciones frecuentes.
Los diálogos estéticos y diseño minimalista. No deben contener la información que sea inaplicable o se necesite raramente. Cada unidad adicional de la información en un diálogo compite con las unidades relevantes de la información y disminuye su visibilidad relativa.
Ayudar a los usuarios a reconocer, diagnosticar y recuperarse de los errores. Los mensajes de error se deben expresar en un lenguaje claro, se debe indicar exactamente el problema, y deben ser constructivos.
Ayuda y documentación. Aunque es mejor si el sistema se puede usar sin documentación, puede ser necesario disponer de ayuda y documentación. Ésta tiene que ser fácil de buscar, centrada en las tareas del usuario, tener información de las etapas a realizar y que no sea muy extensa.

 

La usabilidad de un sitio Web puede definirse como la capacidad del sitio para ser usado por un público objetivo determinado, con la finalidad de cumplir sus expectativas con el mayor grado de efectividad, eficiencia y satisfacción posible, en un contexto de uso especificado. (DNX, 2008)

Como se puede observar en está definición, la usabilidad no es una medida absoluta sino relativa, ya que depende del tipo de sitio Web de que se trate, del tipo de usuario y del contexto de uso. Así un sitio ‘usable’ es aquel que funciona bien: es decir, que un usuario con una pericia y conocimientos medios puede cumplir los objetivos, atendiendo a sus necesidades, sin terminar la experiencia de uso con sensación de frustración.

En un entorno competitivo como el actual, la facilidad de uso constituye la base sobre la cual construir un sitio de calidad. La usabilidad ha de ser complementada por otras características tales como: utilidad, atractivo y emoción.

Lo que debe perseguirse es generar sensaciones y valoraciones de los usuarios hacia el sitio Web, agradables, positivas y satisfactorias para conseguir una buena experiencia de usuario y un alto grado de fidelidad del usuario.

Recuerde: Buena experiencia de usuario = mayor Satisfacción = más Fidelidad = aumento Beneficios = RETORNO DE INVERSIÓN.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *